Nestle-contigo_1_macronutrientes-y-micronutrientes_730x250.jpg (

Los snacks saludables son aquellos que te aportan energía en el momento justo del día. Para utilizarlos de manera adecuada es importante que aprendas qué deben contener, para así crear una rutina saludable alrededor de ellos.

Lleva una alimentación balanceada

Los snacks saludables hacen parte de una rutina de alimentación. Consumirlos es un complemento de una dieta sana, un punto clave a tener en cuenta, ¿por qué? Simple, si consumes snacks saludables, pero el resto del día comes alimentos que no aportan lo que tu cuerpo necesita, nutrientes, vitaminas y minerales, se rompe el balance.

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, OMS, existen consejos sanos para mantener una sana alimentación:

  • Consumir frutas, verduras y hortalizas:

    cinco porciones de frutas al día; incluir verduras en todas las comidas; variar frutas, verduras y hortalizas en la dieta diaria.
  • Grasas:

    Disminuir el consumo de grasas saturadas y grasas trans. Una forma práctica para reducir el consumo de grasa es cocinar al vapor, en vez de freír. Utilizar grasas poliinsaturadas como el aceite de girasol.
  • Sal y azúcar:

    Limitar el consumo de sal y azúcar añadida. ¿Cómo? Una buena forma es no dejar el salero en la mesa y disminuir el consumo de bebidas azucaradas.

Claves para consumir y preparar snacks saludables

snacks-saludables-salados

El principio de una alimentación sana está en los alimentos que consumes, en las cantidades propicias para ti y en general, en la relevancia que le des a la comida. Ahora, para incluir snacks saludables en tu rutina te dejamos cinco consejos que te pueden ayudar:

1. Controla el tiempo para los snacks

No se trata de estar comiendo todo el tiempo. Por más que tengas a tu alcance snacks saludables, lo importante es que los consumas en el momento que realmente los necesitas.

La idea no es satisfacer un antojo o calmar el estrés con ellos, su función es proporcionar energía cuando lo necesites y disminuir la sensación del hambre para que comas menos en el almuerzo o en la cena.

Por esta razón existen snacks saludables para la tarde, y onces saludables en la mañana. Encuentra el espacio y la hora en que realmente los necesitas. Cada momento, depende de la rutina que lleves: si haces mucho o poco ejercicio o dependiendo de qué tan activo o activa seas.

2. Qué debe tener un snack saludable

Hay varias formas de consumir snacks: preparándolos o comprándolos listos. Independientemente de la forma en que lo hagas, hay elementos que debes aprender a identificar para que consumas una merienda saludable.

  • 1. Fíjate en las etiquetas: revisar el balance calórico, como los demás componentes que contiene tu snack, es clave para controlar lo que consumes.
  • 2. Grasas y azúcares: es recomendable que los snacks saludables sean bajos en grasas saturadas, como en azúcar añadida. Busca alimentos ricos en fibra, vitaminas y minerales.

También te puede interesar:Como leer una etiqueta

3. Alimentos recomendados

Existen muchas posibilidades alrededor de ese mecato saludable que tanto te gusta. Puedes encontrar snacks saludables salados, como dulces, ¿cómo?

  • Puedes disfrutar de frutas, vegetales, como frutos secos en tus meriendas. De esta selección, encontrarás variadas posibilidades entre dulce y sal.
  • Otra forma de encontrar un buen balance es mediante mezclas: combina una proteína con un carbohidrato, de esta manera tendrás un efecto energético prolongado: una manzana con tiras de queso, yogurt sin azúcar y frutos secos, ¡las combinaciones son infinitas!

4. Snacks saludables para niños

De acuerdo a la OMS, la alimentación sana de un niño puede ser muy similar a la de un adulto, con diferencias, especialmente en edades prematuras, ejemplo: los primeros seis meses el niño debe mantener una alimentación basada en leche materna, la cual se recomienda que se extienda hasta los 2 años, agregando distintos tipos de alimentos nutritivos.

Una merienda saludable para niños debe evitar sal y azúcares añadidos. Las frutas, como los vegetales, son una excelente opción. Asimismo, incentivar el consumo de agua, lácteos o bebidas vegetales, es una buena alternativa de complemento en los snacks saludables.

5. Cambio para una merienda saludable

El momento del snack solía ser un espacio para satisfacer ese antojo del día, más no para aportar a las necesidades del cuerpo en nutrición y energía. Es posible que algunos hábitos nos hayan quedado y cambiarlos es una tarea posible con estos consejos:

  • En vez de consumir panes blancos o carbohidratos almidonados, consume variedades integrales.
  • Las grasas saludables, presentes en el aguacate o aceite de oliva, ayudan a disminuir la sensación de hambre y, además, brindan ácidos grasos a tu cuerpo y almacenan energía. Utilizar aceite de oliva en una ensalada, como cocinar con ghee en vez de mantequilla o margarina, puede ayudarte con tus objetivos.
  • Los vegetales pueden ser snacks saludables y deliciosos. El pepino o el apio en limón, puede ser un manjar para tu rutina.

merienda-saludable

También puedes leer:

La porción exacta para una nutrición saludable

Alimentos protectores que deberías incluir en tu alimentación

Redacción: conestlecontigoco

Fecha de publicación: Vie, 31/12/2021 - 12:35

Compartir