Mecato balanceado y nutritivo para el teletrabajo

mecato balanceado, además de ayudarte a saciar el hambre, debe ser rico en nutrientes. Aquí te damos algunas ideas saludables.

Cuando teletrabajas de manera adecuada incrementas tu productividad en un 13 por ciento. (¿Trabajar desde casa funciona?, U. de Stanford, 2015). Por lo tanto, hábitos como el orden, respetar los horarios, hacer actividad física y mantener una alimentación nutritiva con mecatos balanceados, son esenciales para tu bienestar emocional y tu rendimiento diario.

Consumir alimentos entre comidas con un aporte adecuado, equilibrado y constante hace parte de las recomendaciones para llevar una alimentación balanceada en casa. En Nestlé Contigo te acompañamos a elegir opciones de mecatos nutritivos para que mejores tus hábitos alimenticios y tu calidad de vida, mientras teletrabajas.

Asegúrate de consumir alimentos que no sean fuente de calorías vacías con cero aporte nutricional. Por el contrario, con snacks adecuados activarás tu metabolismo y tendrás control de tu peso.

Cómo debe ser un mecato nutritivo

Si eliges alimentos balanceados y nutritivos entre comidas mejorarás tu rendimiento, le aportarás energía extra a tu organismo y evitarás la fatiga crónica y la ansiedad por hambre.

Preferiblemente, estos snacks deben ser bajos en sal y ricos en fibra. Además, es importante que los consumas en la cantidad adecuada.

Estas son las recomendaciones para ‘picar’ entre comidas de Romina Sánchez, nutricionista dietista y autora del Libro ‘Nutrición con Sentido’:

  • Prioriza los alimentos con proteínas sobre los carbohidratos. Dentro de esta variedad puedes encontrar los frutos secos, las semillas, las barras de cereal, el huevo y los lácteos, entre otros.
     
  • Para elevar el aporte nutricional de tu merienda, combina las proteínas con una porción de fruta o verdura, teniendo en cuenta que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda el consumo de cinco porciones diarias de estos alimentos para reducir el riesgo de enfermedades.
     
  • Recuerda que lo ideal es comer las frutas crudas y enteras para recibir todo su aporte nutricional.
     
  • Para tomar, prefiere agua, café, té o infusiones.
     
  • Establece horarios para tomar tus meriendas; una a media mañana y otra a media tarde, así acostumbras a tu organismo a nivelar el hambre y no te levantas cada media hora a comer.

 

“El propósito del mecato, no es llenarse, sino bajar el nivel de ansiedad y cubrir esos espacios largos de ayuno entre una comida principal y otra” (Sánchez, 2020).

 

Encuentra opciones de mecatos nutritivos a tu medida con nuestro Menú planner.

 

Ideas de mecatos nutritivos en una alimentación balanceada

 

La combinación perfecta

Mezcla una cantidad pequeña de un alimento con alto valor protéico con otro ligero. Por ejemplo, una tajada de queso bajo en grasa, con una manzana cortada en láminas.

Una dosis extra de energía

Los frutos secos son ideales como mecato porque, además de darte esa dosis de energía para continuar el día, benefician el tránsito intestinal, protegen tu corazón y poseen efectos antioxidantes.

Prepara una mezcla de almendras, nueces, pistachos y marañones crudos. ¡Ojo! controla la porción que ingieres porque son alimentos con alto nivel calórico (20 a 30 gramos diarios o la cantidad equivalente a un puñado).

Las verduras también funcionan como snack

Alternativas crujientes como los bastones de apio, zanahoria y rábano o los chips de kale y remolacha, son opciones saludables de mecato con alto aporte en fibra que te ayudarán a calmar el hambre sin añadir calorías vacías a tu organismo.

Opción dulce como mecato

Cuando tu cuerpo te pide azúcar para poder continuar, opta por alternativas saludables como las frutas dulces (banano, uvas, pitahaya, higos).

Alimentos saludables para elevar el nivel de saciedad

El efecto de saciedad se produce cuando tu estómago le envía al cerebro la señal de que está satisfecho y que, por lo tanto, no necesita más alimentos.

El centro de la saciedad se activa 20 minutos después de haber ingerido el primer bocado. Come tu mecato despacio para darle el tiempo suficiente al centro de la saciedad para que se active.

Cuando combinas una porción de fruta con un alimento fuente de proteína como los frutos secos, el queso o el yogurt bajo en grasa elevas tu nivel de saciedad. Estos son otros alimentos que tienen el mismo efecto:

Avena: es uno de los cereales más digestivos al ser rico en fibra. Además, es ideal para nutrir tu cerebro con azúcares sanos y vitaminas del grupo B.

Semillas: te ayudan a gestionar el estrés gracias a su contenido de triptófano. La porción recomendada es de dos cucharaditas diarias.

Maíz: su consumo te ayuda a regular la digestión y los niveles de colesterol y de glucosa. Como opción de mecato, ingiere una cucharada y media al día con unas gotas de zumo de limón.


Estas son otras opciones de mecatos para que mantengas una alimentación saludable: Snacks infaltables

Redacción: conestlecontigoco

Fecha de publicación: Mar, 15/12/2020 - 16:08

Compartir

Califica este artículo

Este bloque está deteriorado o desaparecido. Puede que esté perdiendo contenido. Es posible que tenga que activar el módulo original.